Computación móvil vs. doméstica

La PC está muerta, al menos la PC en su versión tradicional, porque si nos aferramos estrictamente al significado de “computadora personal” podemos afirmar sin lugar a dudas que está más viva que nunca. Pero me refiero a la computadora de escritorio, esa misma que permitió el desarrollo de la computación doméstica y gracias a la cual hoy estamos todos conectados.

Bueno, tal vez la afirmación con la que inicio el post sea algo exagerada, pero es cierta en mi caso. Esto no es más que la evolución natural (aunque se hable de algo artificial) de la computación personal, que pasó de ser doméstica a móvil.

Ya no nos alcanza con tener una computadora en casa para nuestras labores, ni siquiera la conexión a Internet se limita al hogar, todo tiene que estar disponible en cualquier momento y lugar, aunque sea sacrificando un poco (o mucho) de potencia.

Mucho tuvo que ver la aparición de los smartphones, donde los pequeños aparatos que originalmente se usaran para hablar por teléfono fuera de casa, pasaron a convertirse en agendas, cámaras fotográficas, reproductores de música y pequeñas computadoras portátiles. De ahí a la tablet hay apenas un paso, manteniendo todas esas funcionalidades con la comodidad de una pantalla táctil más grande.

Sobre eso, estuve leyendo una nota sobre qué hacer con una tablet vieja que necesita ser reemplazarla y la cantidad de ideas interesantes, algunas bastante locas, me hicieron pensar en que el gadget que originalmente compré para boludear (soy sincero) puede resultar más útil de lo pensado.

De hecho, en mi caso, la tablet la usa más Inés porque ha encontrado en ella una excelente herramienta terapéutica para utilizar en su trabajo, en la que puede tratar motricidad fina, coordinación visual y otras cosas, de paso le queda un registro de la evolución de los pacientes.

Todavía no lo probé, pero para viajar me parece una gran opción, en reemplazo al DVD portátil que muchos utilizan para mantener a los niños entretenidos en el auto. Incluso sé de gente que hasta ha realizado adaptaciones para llevar la PlayStation en el auto y que los chicos jueguen durante el viaje; con una tablet tenés un sólo equipo donde ver películas y jugar. Además se puede usar como GPS, aunque es un poco grande.

Obviamente, no es la primera opción en computación móvil, de hecho, es siempre preferible una notebook para laburar, pero una tablet te puede servir para salir del paso o si lo que se necesita es navegar por Internet, ver el correo o utilizar redes sociales.

Compartir este post:

5 comentarios en “Computación móvil vs. doméstica”

  1. Pingback: Bitacoras.com
  2. ¿No es un poco exagerado?
    Por el momento y durante mucho tiempo una PC de escritorio siempre va a ser más rápida. Pero para navegar, chatear y la gran mayoría de las cosas que hacemos con una notebook o tablet es suficiente, pero siempre estara el que necesite o quiera más power =P

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *