Review Nokia N95

No lo iba a hacer, pero como no tenía nada para postear me lo pidieron tanto (?), acá va mi post del N95-3 NAM, como el FSM manda 🙂

En primer lugar, les recomiendo que lean las reviews que hay por todos lados, por ejemplo la de Fabio, yo sólo les voy a contar mi impresión del aparato.

Como ya dije antes, este teléfono me gusta por la cantidad de chiches que tiene, resultando para un tipo como yo (?), el gadget definitivo, al menos por unas semanas (ya veremos que se me ocurre en unos días).

Entre las funcionalidades que ofrece se destacan GPS, WLAN, acelerómetro, cámara de 5 megapíxels con flash y grabación de video de muy buena calidad (para ser un teléfono), conectividad total (además de wifi, se lo puede conectar vía usb, bluetooth e infrarrojo), navegación web, muy buena reproducción multimedia y aplicaciones al rolete.

Físicamente, el teléfono impresiona por su pantalla de 2.6″ y su volumen, un tanto grande para los cánones actuales, de 99 x 53 x 20.5 mm, además de la lente+flash de la cámara rodeados por la leyenda “Carl Zeiss Optics Tessar”, para que parezca más pulenta.

El doble slide también es un lindo detalle: el clásico hacia arriba que descubre los botones numéricos, y uno más corto en sentido contrario para acceder a los controles multimediales, con un menú en pantalla impactante.

La velocidad de acceso al menú y las aplicaciones está bien, no es un rayo pero tampoco se queda colgado cargando, aunque mi compañero de laburo dice que mi teléfono tiene respuestas muy rápidas, yo no puedo comparar porque lo único que tengo a mano es el Motorola K1, y son dos cosas totalmente distintas.

La carga de aplicaciones me encanta, basta con bajar los archivos desde cualquier sitio, mandarlos al teléfono (por el medio que uno elija) y listo, a ejecutar el instalador nomás.

Así le metí de todo:

  • Algunos temas para modificar la apariencia.
  • Activé el acelerómetro.
  • Mirage Money, un juego muy bueno que se vale del acelerómetro para controlar los movimientos.
  • El Lightsaber 🙂
  • Garmin Mobile XT. Siguiendo estas simples instrucciones le pude meter el programa para el GPS, los mapas de Argentina y las voces en español, hay una versión en argentino pero no se la cargué aún.
  • Activity Monitor. Una aplicación que cuenta los pasos y realiza un cálculo de la distancia recorrida y calorías quemadas 😛
  • Qik, para realizar streaming de video directamente desde el teléfono utilizando la conectividad 3G o WLAN (gracias Fabio por data).

Como había dicho en un post anterior, el mayor uso que podría darle a éste teléfono (u otro de similares características) era para boludear en internet el de gadget todo en uno, así que una de las primeras cosas que probé fue la conexión wifi y la navegación. Sólo puedo decir que nunca pensé que podría visitar sitios y verlos en el teléfono tal como en la pc (salvo pequeños detalles). La pantalla horizontal ayuda bastante y las opciones de zoom son de lo mejor para la visualización. Acá una foto de este blog visto en el teléfono con zoom al 50%.

Un puntito flojo es el GPS integrado, que tarda un poco (o mucho) para conectarse y obtener los datos de posicionamiento desde el o los satélite/s, pero una vez hecho esto, lo demás fluye sin problemas. En este punto quiero destacar el laburo de la gente de Proyecto Mapear, que tienen datos muy finos, no me imaginaba que el teléfono podría tirarme información tan precisa sobre mi ubicación (recuerden que vivo en La Rioja, un sitio inexistente para el resto del mundo), llegando a decirme la proximidad de estaciones de servicio, hoteles, etc.

La cámara del N95 la rompe. Tiene muy buena calidad, autofoco, preconfiguraciones para paisajes, rostros, objetos cercanos, día, noche, interior, ojos rojos, etc. y la resolución es enorme, tanto que quise pasarle una foto a Inés y su teléfono no la podía mostrar. De todos modos hay un detalle que no me agrada demasiado es el del flash, que será muy útil cuando hay poca luz, pero quema las fotos en el borde, supongo que será por estar pegado a la lente (algo que también se menciona en la review que recomiendo más arriba). De todos modos, puede desactivarse el flash o bien sacar la foto pensando en cortar el lado del flash para eliminar las manchas (si te sacan una foto con N95, no te pongas a la derecha o serás cropeado).

Pero son apenas dos manchitas que a mi no me molestan demasiado, ya que no soy un usuario exhaustivo del GPS (ni creo que vaya a serlo alguna vez) ni tampoco un gran fotógrafo, es más, la mayoría de las fotos que están en el blog fueron sacadas con mi teléfono anterior y publicadas así como salían 🙂

Creo que son muchísimos los pro del teléfono, en contraste con las contras que mencioné, sin contar que viene bastante equipado: memoria Micro SD de 1Gb, auriculares stereo y control para el reproductor, con un cable bastante largo (salvo que uno mida más de tres metros o lleve el teléfono metido en las medias), cargador, cable usb y adaptador para cargar el teléfono en el auto, aunque me hubiese gustado que el cable usb también sirva para cargar la batería, como sucede con los Motorola.

En fín, me encanta el aparatito, lo uso para casi todo (hasta que consiga una aplicación de afeitadora) y cada día le encuentro una función nueva. Tanto así que está peleándole el puesto a la notebook entre mis juguetes favoritos 🙂

PD: me quedó largo y dejé afuera la mitad de lo que quería contar, por eso hay tantos links.

Como trolo con tres anos

El título del post es para no plagiar a Halle 🙂

Desde hace un rato largo que vengo hinchando con el tema del nuevo celular, tal vez (seguramente) más de lo soportable.

Primero quería un iPhone, luego un Nokia E71 (que todavía no sale a la venta), también tenía en mente algún modelo de Blackberry, y, por supuesto el N95.

Este último apenas lo consideraba debido a su costo, muy elevado para mi presupuesto, aunque me encanta por todas los chiches que trae: una buena cámara, acelerómetro, gps integrado, mucho (pero mucho en serio) software para instalarle, o desarrollar si uno se anima (no es mi caso), Symbian S60, aplicaciones multimedia espectaculares, WLAN, y otras boludeces que también están presentes en algunos de los modelos anteriores (aunque no todas esas características en todos los equipos).

Finalmente, la semana pasada me doy con que Personal está promocionando el N95 (supongo que será como estrategia para competir contra Claro y Movistar que tienen el iPhone) y a un precio que si no lo aprovecho ahora, no lo compro más.

Así que se terminó, ya tengo nuevo celular y no voy a joder con eso por un tiempo (un par de meses), mi número sigue siendo el mismo,  ya que, gracias a vuestros plics, pude comprarlo liberado (si, claro)…nah mentira, la línea nueva la tiene Inés y yo sigo con mi viejo chip 😛

PD: ya le metí el Garmin, activé el acelerómetro (viene oculto de fábrica), algunos juegos y aplicaciones, acepto sugerencias y recomendaciones.